Publique en esta revista
Información de la revista
Vol. 12. Núm. 1.
Páginas 58 (Enero - Febrero 2016)
Compartir
Compartir
Descargar PDF
Más opciones de artículo
Vol. 12. Núm. 1.
Páginas 58 (Enero - Febrero 2016)
Carta al Editor
DOI: 10.1016/j.reuma.2015.04.003
Acceso a texto completo
Prevención secundaria de fracturas tras fractura de fémur en el área norte de Gran Canaria: comparativa 2004-2014
Secondary fracture prevention after femur fractures in the Gran Canaria North Health Area: A 2004-2014 comparison
Visitas
3012
Antonio Naranjoa,
Autor para correspondencia
anarher@gobiernodecanarias.org

Autor para correspondencia.
, Soledad Ojeda-Brunoa, Ana Bilbao Cantareroa, Sinforiano Rodríguez-Morenob
a Servicio de Reumatología, Hospital Universitario de Gran Canaria Dr. Negrín Las Palmas de Gran Canaria, España
b Unidad de Ortogeriatría Hospital Universitario de Gran Canaria Dr. Negrín Las Palmas de Gran Canaria, España
Este artículo ha recibido
3012
Visitas
Información del artículo
Texto completo
Bibliografía
Descargar PDF
Estadísticas
Tablas (1)
Tabla 1. Características de los pacientes con fractura de cadera en 2 períodos de observación
Texto completo
Sr. Editor:

La osteoporosis y su consecuencia, las fracturas, están aumentando debido al envejecimiento de la población, de tal manera que en la próxima década habrá en España 347.564 fracturas de cadera (263.351 en mujeres)1. A los 5 años de presentar una fractura de cadera, el 14% de los pacientes tendrá una nueva fractura de cadera, mientras que el 32% presentará otras fracturas2. Sin embargo, aun siendo pacientes de edad avanzada, el tratamiento farmacológico reduce el riesgo de refractura en un 39% y el riesgo de muerte en un 55%3. En el área norte de Gran Canaria, llevamos cabo en 2004 un programa para prevenir fracturas que consistió en citar a los pacientes con fractura por fragilidad > 50 años a una densitometría ósea y a consulta con el reumatólogo4. En 2012 se implementó un modelo gestionado por la enfermera y coordinado por reumatólogos en colaboración con los médicos de atención primaria5. Nuestra institución ofrece cobertura a unos 450.000 habitantes y hay 22 centros de atención primaria vinculados al hospital.

Se seleccionó a todos los pacientes con fractura de cadera atendidos en el programa 2004-2006 y el programa 2012-2014 (en total 269 casos) para analizar la evolución de la prevención secundaria en una década. La visita inicial tuvo lugar una media de 6 meses después de la fractura en ambos estudios. La recogida de los datos fue realizada por 5 reumatólogos en el período 2004-2006 y por una enfermera especializada en 2012-2014. Los factores de riesgo de fractura recogidos en ambos períodos se exponen en la tabla 1, en la que los 2 grupos presentan unas características similares. El porcentaje de pacientes que recibía un bisfosfonato en la primera visita fue menor del 20% en ambos periodos.

Tabla 1.

Características de los pacientes con fractura de cadera en 2 períodos de observación

  Estudio 2004-2006  Estudio 2012-2014 
N.° de pacientes  71  198   
Mujeres, n (%)  57 (80)  142 (71)  0,15 
Edad, media ± DE  76 ± 8  77 ± 8  0,52 
Fractura previa, n (%)  14 (19)  46 (23)  0,54 
Fractura de cadera en progenitores, n (%)  4 (5)  21 (10)  0,21 
IMC < 18,5, n (%)  1 (1)  3 (2)  0,94 
Fumadores actuales, n (%)  5 (7)  25 (12)  0,19 
Alcohol, n (%)  3 (4)  16 (8)  0,47 
Corticoides, n (%)  5 (7)  13 (6)  0,89 
Artritis reumatoide, n (%)  1 (1)  6 (3)  0,46 
Osteoporosis secundaria, n (%)  11 (15)  37 (18)  0,43 
Tratamiento previo con bisfosfonatos, n (%)  13 (18)  35 (17)  0,90 
Tratamiento con bisfosfonato en la visita basal, n (%)  12 (16)  26 (13)  0,43 

Los resultados del presente análisis muestran que en una década no ha habido progresos en prevención secundaria después de la fractura de cadera. Sin embargo, los datos nos animan a continuar con la implantación de un modelo asistencial que se encargue de la prevención de fracturas en el área sanitaria. Se trata de una unidad de prevención secundaria para pacientes > 50 años que han presentado fractura por fragilidad y que en el caso específico de la cadera cuenta con el apoyo de la unidad de Ortogeriatría y el servicio de Rehabilitación.

Un estudio retrospectivo llevado a cabo en nuestro país encontró que solo el 12% de los pacientes con fractura de cadera recibió tratamiento adecuado para la osteoporosis a los 5 años de seguimiento6, cuando las guías aconsejan tratamiento a todos los pacientes con fractura de cadera7. La prevención secundaria de fractura por medios farmacológicos ha demostrado ser rentable8; además, varios programas de prevención secundaria posfractura se han aplicado con éxito en diferentes países9.

En conclusión, en los últimos 10 años, el porcentaje de pacientes que recibe tratamiento después de una fractura de cadera se mantuvo por debajo del 20% en nuestra provincia. Una de las limitaciones del estudio es el sesgo de selección, ya que los pacientes analizados no representan la totalidad de fracturas de cadera del período, sino los pacientes que acudieron al estudio; en cualquier caso, entendemos que los pacientes más ancianos y con mayor discapacidad no participaron en los estudios y el porcentaje de tratamientos pudiera ser inferior al presentado en este trabajo. La baja prescripción en la práctica clínica habitual refuerza la necesidad de implementar unidades de fractura o Fracture Liaison Service en España. Creemos que es una oportunidad para ampliar el campo de la reumatología con la participación activa en la prevención secundaria de fracturas.

Conflicto de intereses

Los autores declaran no tener conflicto de intereses en relación con este trabajo.

Bibliografía
[1]
B. González López-Valcárcel, M. Sosa Henríquez.
Estimate of the 10-year risk of osteoporotic fractures in the Spanish population.
Med Clin (Barc), 140 (2013), pp. 104-109
[2]
D. Gibson-Smith, C. Klop, P.J. Elders, P.M. Welsing, N. van Schoor, H.G. Leufkens, et al.
The risk of major and any (non-hip) fragility fracture after hip fracture in the United Kingdom: 2000-2010.
Osteoporos Int, 25 (2014), pp. 2555-2563
[3]
U. Tarantino, S. Ortolani, L. Degli Esposti, C. Veronesi, S. Buda, M.L. Brandi.
Analysis of the costs and consequences of adherence to therapy in hip fracture patients. Results of a longitudinal analysis of.
Clin Cases Miner Bone Metab, 8 (2011), pp. 57-62
[4]
S. Ojeda-Bruno, A. Naranjo, F. Francisco-Hernández, C. Erausquin, I. Rúa-Figueroa, J.C. Quevedo, et al.
Secondary prevention program for osteoporotic fractures and long-term adherence to bisphosphonates.
Osteoporos Int, 22 (2011), pp. 1821-1828
[5]
A. Naranjo, S. Ojeda-Bruno, A. Bilbao Cantarero, J.C. Quevedo Abeledo, L.A. Henriquez-Hernandez, C. Rodriguez-Lozano.
Results of a model of secondary prevention for osteoporotic fracture coordinated by rheumatology and focused on the nurse and primary care physicians.
Reumatol Clin, 10 (2014), pp. 299-303
[6]
F. Formiga, A. Rivera, J.M. Nolla, A. Coscujuela, A. Sole, R. Pujol.
Failure to treat osteoporosis and the risk of subsequent fractures in elderly patients with previous hip fracture: A five-year retrospective study.
Aging Clin Exp Res, 17 (2005), pp. 96-99
[7]
A. Naranjo, S. Ojeda-Bruno, F. Francisco-Hernández, C. Erausquin, I. Rúa-Figueroa, C. Rodríguez-Lozano.
Aplicación de las guías de prevención secundaria de fractura osteoporótica y del índice FRAX en una cohorte de pacientes con fractura por fragilidad.
Med Clin (Barc), 136 (2011), pp. 290-292
[8]
G.H. George, S. Patel.
Secondary prevention of hip fracture.
Rheumatology (Oxford), 39 (2000), pp. 346-349
[9]
K. Ganda, M. Puech, J.S. Chen, R. Speerin, J. Bleasel, J.R. Center, et al.
Models of care for the secondary prevention of osteoporotic fractures: A systematic review and meta-analysis.
Osteoporos Int, 24 (2013), pp. 393-406

Beca. Proyecto nacional del Ministerio de Ciencia e Innovación. Instituto de Salud Carlos III: PI11/01429.

Copyright © 2015. Elsevier España, S.L.U.. Todos los derechos reservados
Idiomas
Reumatología Clínica

Suscríbase a la newsletter

Opciones de artículo
Herramientas
es en

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?

Are you a health professional able to prescribe or dispense drugs?

es en
Política de cookies Cookies policy
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. To improve our services and products, we use "cookies" (own or third parties authorized) to show advertising related to client preferences through the analyses of navigation customer behavior. Continuing navigation will be considered as acceptance of this use. You can change the settings or obtain more information by clicking here.